Merlot
Artículos

Cómo hacer vino con especias exóticas

El mejor vino para glögg

Max Falkowitz es un escritor gastronómico y de viajes de Queens. De 2012 a 2015 trabajó en Serious Eats, primero como editor de Nueva York y después como editor de artículos. También es coautor del libro de cocina Dumpling Galaxy Cookbook con Helen You, y autor del trivial Taste Test: 200 Trivia Questions for Food Nerds.

Vale, eso puede mantenerte, bueno, vivo. Pero no estarás de muy buen humor. Y cuando el equipo de rescate venga a sacarte de tu cueva de nieve, ¿no te gustaría tener una bebida caliente, especiada y alcohólica que ofrecerles?

El vino caliente es una actividad que se prepara y se olvida y que te recompensa durante todo el día. Es barato, fácil e indulgente. Y después de mullir (y sorber) un buen litro de vino el pasado fin de semana, tengo algunos consejos para sacar el máximo partido a tu brebaje.

Lo mejor es no darle demasiadas vueltas. El vino caliente debe ser tinto. Debe ser afrutado. Y barato. Los vinos de jarra y de caja, siempre que no se hayan hecho en el retrete de una cárcel, pueden convertirse en una maravilla. Por otro lado, los vinos caros (en este caso, de más de 15 dólares) perderán todos sus matices durante el mulling, por encantadoras que sean sus notas de roble o de canto de mirlo. Los vinos excesivamente tánicos o con sabor a roble amargarán desagradablemente la bebida.

¿Qué especias se utilizan en el vino?

Hierbas como el tomillo, el romero y la salvia reflejan las sutiles notas del vino. El romero se considera una de las hierbas más aptas para el vino por su sabor terroso, casi a madera.

¿Cómo hacer vino medieval?

Los vinos especiados solían elaborarse mezclando un vino (tinto) normal con un surtido de especias como jengibre, cardamomo, pimienta, nuez moscada, clavo y azúcar o miel. Estas especias se introducían en pequeñas bolsas que se remojaban en vino o sobre las que se vertía líquido para producir hipocrás y claré.

LEER MÁS  Vino blanco añejo

¿Añaden especias al vino?

¿Se añaden especias y hierbas? No, no se añaden. (Sé que puede resultar extraño oír a los amantes del vino hablar de «un toque de hierbas» o «un final especiado», pero eso no significa que se hayan añadido hierbas o especias.

Receta Glögi

Hola a todos Soy el Dr. Vinífera, pero puedes llamarme Vinny. Pregúntame lo que quieras sobre el vino, desde la etiqueta hasta la ciencia de la elaboración del vino. Y no se preocupe, no soy un snob del vino: también puede hacerme esas «preguntas tontas» que le da vergüenza hacer a sus amigos frikis del vino. Espero que mis respuestas le resulten educativas, motivadoras e incluso divertidas. Y no olvide consultar mis preguntas más frecuentes y mis archivos completos para ver todos mis clásicos de preguntas y respuestas.

«Clarete» es un término genérico para los vinos tintos elaborados al estilo tradicional de la región francesa de Burdeos, que suele referirse a mezclas basadas en las uvas Cabernet Sauvignon y/o Merlot. En ese caso, sólo he visto que se utiliza para referirse a un vino tinto normal, no a lo que se denomina vino fortificado, como el Jerez o el Oporto, a los que se añaden bebidas espirituosas.

¿Se añaden especias y hierbas? No, no se añaden. (Sé que puede resultar extraño oír a los amantes del vino hablar de «un toque de hierbas» o «un final especiado», pero eso no significa que se hayan añadido hierbas o especias. Se trata más bien de una jerga utilizada por los amantes del vino para comunicar lo que saborean y huelen. A medida que el proceso de fermentación convierte la uva en vino, los compuestos moleculares pueden conferir al vino una complejidad que evoca algo más que «uvas». Además, los amantes del vino a veces nos ponemos poéticos sobre lo que el vino nos recuerda. Tenga paciencia con nosotros.

LEER MÁS  Cómo elegir el vino perfecto para cada ocasión

Receta Hipócrates

Los sabores y las descripciones de las especias están por todas partes en el vino. Siempre digo que los vinos saben a canela, nuez moscada, pimienta de Jamaica, pimienta negra, clavo y anís, sobre todo cuando escribo sobre vinos tintos. ¿De dónde vienen estos sabores? ¿Cómo hablamos de ellos y por qué los valoramos tanto? He aquí una introducción a esta categoría especial de sabores del vino.

El origen químico del sabor del vino es objeto de estudio permanente. Algún día podremos tener una hoja de ruta definitiva sobre el origen del sabor, pero por ahora debemos confiar en nuestros sentidos, que nos proporcionan una gran cantidad de información. Muchas variedades de uva, como la Syrah y la Sangiovese, parecen producir sus propios sabores especiados en la piel y el zumo de las bayas. Incluso más de estos sabores parecen proceder del roble utilizado para fermentar y envejecer el vino. El roble francés, en particular, parece aportar notas de especias de panadería. Por lo general, espero encontrar al menos algunas notas de especias en los vinos tintos, especialmente en los que pasan tiempo en barricas de roble.

Las culturas de todo el mundo han utilizado tradicionalmente las especias para aromatizar y conservar sus alimentos y bebidas, por lo que no es de extrañar que muchos de nosotros las encontremos atractivas hoy en día. En la Europa medieval, los alimentos se condimentaban mucho con mezclas complejas que impregnaban la cocina. Las especias eran muy apreciadas por su valor como artículos de lujo, condimentos, medicinas, perfumes e incienso. Parece razonable que los vinos con sabores parecidos a los de estas apreciadas especias estuvieran bien considerados culturalmente. Los sabores a especias en el vino pueden haber sido un feliz accidente derivado de la necesidad práctica de almacenar el vino en barricas de roble, pero encajan en los valores culinarios más amplios de la sociedad hasta nuestros días.

LEER MÁS  ¿Cuáles son los vinos típicos de Italia y dónde se producen?

Receta de vino medieval

¡Es esa época del año! Disfrutamos de las vistas, los sonidos y los olores de las fiestas. Las especias son una parte esencial de las celebraciones navideñas en todo el mundo. Tradicionalmente servidas con vino o sidra de manzana, hay muchas formas de incorporar esta cálida mezcla de especias a la cocina navideña. Para infusionar las especias en cócteles, brandy, sangría o vodka, ron y whisky, mezcle las especias con agua y vierta la mezcla en una cubitera. Congélelos y échelos en la bebida cuando vaya a servirla. Prueba a infusionar unas 2 cucharadas de especias en un infusor de té. Vierte el agua infusionada en un cazo con una taza y media de sirope de arce o miel. Cocina la mezcla a fuego lento removiendo de vez en cuando durante unos cinco minutos.

Las especias han existido durante siglos… probablemente tanto como el propio vino. En las antiguas Grecia y Roma, se solían condimentar según diversas recetas, en algunos casos para hacer más apetecibles los vinos de menor calidad y, en otros, simplemente porque se disfrutaba del calor de un rico vino tinto con el confort de las especias exóticas. Rápidamente ganó popularidad y acabó siendo apreciado por sus propiedades ayurvédicas. Se sabía que a Charles Dickens le gustaba el vino caliente, de ahí su aparición en Cuento de Navidad, que consolidó para siempre nuestra asociación del vino caliente con la Navidad.

Related posts

Cata de vino por maridaje con arte y cultura

Ramón

Vino blanco dulce y afrutado

Ramón

Vino rosado dulce y afrutado

Ramón
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad